23 de diciembre de 2008

El mundo y sus demonios

Después del post anterior, Si esto es un idiota, quisiera redondearlo con la siguiente cita que encontré en la cabecera del blog Mujer-Pez. Ahí va:

"Siempre que afloran los prejuicios étnicos o nacionales, en tiempos de escasez, cuando se desafía a la autoestima o vigor nacional, cuando sufrimos por nuestro insignificante papel y significado cósmico o cuando hierve el fanatismo a nuestro alrededor, los hábitos de pensamiento familiares de épocas antiguas toman el control. La llama de la vela parpadea. Tiembla su pequeña fuente de luz. Aumenta la oscuridad. Los demonios empiezan a agitarse". Carl Sagan.
Si no me equivoco, es un fragmentillo del libro El mundo y sus demonios. Además, no puedo irme sin darle las gracias a Siespierre por vendernos tan bien este magnífico libro, así da gusto. Ahora a ver si me lo leo.

4 comentarios:

Tay dijo...

"La llama de la vela parpadea..."

Me gusta, pero cualquiera diría que con "demonios" se refiere a dioses.

Saludines

Hugo de Silentio dijo...

Umm interesante, bien podríamos entenderlos como nuestros "dioses".

Ya que tú has elegido la frase de la vela (que la pedí yo primero jaja) escogeré la anterior:

"Los hábitos de pensamiento familiares de épocas antiguas toman el control."

Un saludo.

Hugo de Silentio dijo...

Siespierre, ya estoy con el documental, cuando lo tenga más o menos organizado, mañana a más tardar, serás el primero en enterarte jaja. Lo del valle o cañón me está costando :D

Siesp... dijo...

A ver si el árbol no te deja ver el bosque. El valle no deja de ser una mota de chocolate en el gran pastel (de dulce, de bueno) que es el documental. Instructivo al máximo.
Jejeje. Veo que la presión funciona, jejejeje.
Sl2