7 de febrero de 2009

Hugo Cristian González Mora*

Estoy pensando en cambiarme de apellidos, sobre todo el primero:
Científicos demuestran que las personas con apellidos poco frecuentes tienden a niveles socioeconómicos mayores que las de apellidos comunes.

[...] En cuanto a las probabilidades de que personas con apellidos comunes accedan a niveles sociales elevados, Ortuño explica que “considerando profesiones de prestigio a la de la medicina o la abogacía, si agrupamos por un lado al 10% de la población con los apellidos menos frecuentes y por otro el 10% de la población con apellidos más comunes, encontramos que el número de personas con esas profesiones de prestigio y apellidos poco frecuentes es más de un 45% superior a lo que debería ser si no existiese “sesgo” entre apellidos y nivel social”.
divulgaUNED.
Pero eso no puede desanimarnos, faltaría más. Mirad si no a José María González García, por ejemplo.
Si deseáis profundizar en el tema, este es el artículo original: Surnames and social status in Spain (in english, of course. Y eso que son españoles. De mayor quiero ser español).
Más cosillas. He encontrado este otro portal que tiene artículos muy interesantes, por si no lo conocíais ya: SINC - Servicio de información y noticias científicas.

[*] He aprovechado para poner mi nombre completo, a ver si sale en Gúguel; lo sé, qué ruin.

7 comentarios:

Hugo C. dijo...

Sí, sí que sale jaja.

Siesp... dijo...

Llámate Antonio Sánchez López. apellidos, como todo el mundo sabe, checoslovacos.

Pero el origen de lo que mencionas en el post (desconozco lo que dice el libro inglés) es sencillo. Las clases sociales, tradicionalmente, en España (como imagino también en otros países y con distinta influencia) se dividían en "los poderosos" y "la plebe". Los poderosos son los que tienen "los cuartos" y por tanto las posibilidades de que sus hijos estudien, por eso tenemos a los Gil de Viedma de toda la vida con apellidos tal y carrera cual... ¿pero son listos? NO.

Lo mejor es Ser Persona. Después de todo tus amigos siempre te llamarán por tu nombre de pila, incluso tendrás amigos que desonocerán tus apellidos.

Te lo dice uno nada marcado con el suyo, Carlos Sebastián Pérez Rueda, CSPR, Si-es-pi-erre, Siesp... aunque hay algo en la cadena que chirría, jajaja ajajaja, dejémoslo en Apolinaro de Tartesos.

Adios, Sr. Mora.

Markos dijo...

Yo no me quejo de mi apellido, es normalito. Suficientemente frecuente para ver algún famosete en la tele con el mismo apellido y poder hacer la gracia de "que guapa y que gracia tiene mi prima Ester".

El nombre es una seña de identidad. Imagen de marca. No me imagino si me llamara Sindulfo o Argimiro, supongo que habría tenido una infancia bastante puñetera.

Otra vez sale la importancia de llamarse Ernesto. No es publicidad, tengo una entrada dedicada a eso. jeje

Salu2

Tay dijo...

Me guardo el artículo... interesante.

Es normal que esté en inglés, cualquier artículo mínimamente importante se escribe de base en inglés... o al menos en todas las ciencias que he conocido.

Para que tu nombre aparezca en Google, solo tienes que modificar tu perfil de Google y poner el nombre completo... yo lo tengo así y salgo en Google :D

Por cierto, tengo éxito asegurado, al menos en Granada...

Siespierre... jamás lo habría imaginado... claro que esa erre... no sé yo si deberías ser... Siespiarr o algo así jejjeje

Un saludo para repartir

Hugo C. dijo...

"Siespiarr" o "Sí-espiar" jaja

Yo estoy pensando en cambiarme el nombre de pila por "Lactancio"

Tomo nota del consejillo, Tay. Por cierto, el documental que tienes ahora mismo en el blog tiene una pinta... :D

Ah, e interesante reflexión la tuya, Siesp...

Markos, con que Ernesto ¿eh?

A ver si aprovecho más el finde para adelantar faena, maldita procrastin... Un placer, nos vemos.

Pon! dijo...

Esto ya lo hablamos...yo también me pasaré a mi segundo, Planelles xD

El primero no hace falta que seais muy listos para adivinar cuál és.

Hugo C. dijo...

Es verdad, y no sé si fue contigo cuando hablamos de la importancia del nombre de cara al mundo académico también. O espera, creo que no lo hablé con nadie, creo que leí algo al respecto por ahí sobre la "discriminación" que sufrían, o eso creo, las revistas científicas, artículos y libros en general que no utilizaban lenguas populares (inglés, etc.) Que se les presta menos atención, vamos :D

A decir verdad, como dice Siespiarr jaja, esto no son más que trivialidades, "trillar paja".

Reciba usted un cordial saludo, Sr. Planelles.