4 de mayo de 2009

Sociología en la ciencia-ficción

Este post se lo dedico a Siesp, quien me recomendó con casi paternal insistencia la lectura de la magnífica trilogía de la Fundación escrita por Isaac Asimov. Si bien he de reconocer que solamente me he leído la primera parte, muy a su pesar.

En uno de tantos comentarios en los que me hablaba sobre ella, me dijo que no me arrepentiría de leerla, pues era pura sociología. Cuando lo dijo no creí realmente que Asimov hiciera hincapié en la sociología, ¡pero cuán equivocado estaba! No son solamente novelas de ciencia-ficción, también lo son de política, de economía, de psicología, de ciencia en general; pero sobre todo de historia (en este enlace podemos apreciar su gran afición por la divulgación histórica, y no sólo por la científica).

Creo que la introducción de Carlo Frabetti que podemos leer en Fundación, la primera parte de la trilogía, lo expresa a las mil maravillas:
Inspirándose directamente -como él mismo ha reconocido- en la historia de nuestro pasado, Asimov bosqueja los procesos sociopolíticos de su futuro hipotético, el paso de una forma de gobierno basada en la religión a una plutocracia más explícita, o, si se prefiere, del supersticioso Medioevo al Renacimiento, con sus príncipes de mercaderes.
De modo que es inevitable comparar esta obra con El príncipe de Maquiavelo. No ya porque Asimov se sirva constantemente de estratagemas políticas maquiavélicas para darle la continuidad que precisa la historia de la Galaxia, sino más bien porque la obra de Maquiavelo, o más bien el pensamiento naciente de su época, está claramente retratado en ese paso "del supersticioso Medioevo al Renacimiento".

Y es que Maquiavelo, a principios del siglo XVI, decía aquello de:
"Nosotros los italianos somos irreligiosos y corruptos acerca de otros... porque la iglesia y sus representantes nos han dado el peor ejemplo".

7 comentarios:

El Mulo dijo...

Me tendrás encima de ti, como martillo de herejes, hasta que no pases del "prólogo" de la Fundiación. Porque el primer libro es sólo el prólogo de la "trilogía" de 4 libros.

El segundo (Fundación e Imperio) es quien te dará a conocer al personaje más importante de toda la obra de Asimov, "el Mulo". No se puede quedar uno en el primer tomo sin continuar. Es pura sociología, es pura historia, es puro sentimiento.

Con las consecuencias del Mulo, el tercer tomo (Segunda fundación) resulve un enigma que, a su vez, es el prólogo del cuarto y más logrado libro "Los límites de la Fundación".

Lo que se aprende en esos cuatro libros te servirá toda la vida... ¡y tú te has quedado en el prólogo!

Irás al infierno. Jajajaja.

Saluts.

PD.- Cenkiu for el enlace, y te estaré persiguiendo hasta que completes tu lectura.

Bayo dijo...

Hola:

Isaac Asimov es "Dios".

¡Hugo al infierno! (ja.ja.ja.)

Saludos.

Bayo

Radagast dijo...

Dios mío, el Mulo!!! Sálvese quién pueda!!
Cuatro libros? Y qué pasa con "Fundación y Tierra"? El que cierra el ciclo entero de las novelas de Asimov.

Bueno, dejando eso aparte, la saga es muy buena, aunque tengo que coincidir con el señor Mulo en que el primer libro es demasiado ligero y sólo parece un prólogo.

Eso sí, no dejes de leer el resto de los libros de Asimov. Sobre todo "El Fin de la Eternidad" que, por así decirlo, marca toda la historia de sus obras.
Muy de recomendar también son los que tratan de Hari Seldon de joven en Trantor.

Un saludín.

Hugo dijo...

Tomo nota, gracias a todos por las recomendaciones.

Aunque me temo que iré al infierno de todos modos jaja.

Un saludo.

El Mulo dijo...

Es que los transductores de Fallom me dieron miedo en "Fundación y Tierra". Por eso me detuve ahí. Pero poder reencontrarme con Daneel R. Olivaw me causó una gran alegría después de 20.000 años... Pero Giscard, mi añorado Giscard, fue el primero, el único...

Ay, qué tiempos. Y lo de "The end of eternity" ya ni te cuento.

Rad, Rad, como dice Bayo, dios existe, y se llama Asimov. Sólo él pudo escribir todo lo anterior y... ¡Los Propios dioses!.

Saludos a todos.

PD.- Pero mi preferido, siempre, y por siempre, será "Yo Robot", con Susan Calvin, Gregory Powell y Michael Donovan.

Bayo dijo...

Hola:

Para cualquier persona, debería ser básico leerse la saga completa de Fundación. El fin de la eternidad es una obra maestra. Los propios dioses es un libro único, sobre todo cuando hay que utilizar la "cabeza" para imaginarse una sociedad no humana. ¡Y qué decir de los los cuentos! Son todos buenos. Por ejemplo, El hombre bicentenario. Sólo Dios podría haber escrito algo así.

Saludos.

Bayo

Hugo dijo...

Os creo Bayo, os creo jaja. Tengo unas lecturas pendientes, pero cuando las termine, volveré con Asimov. Entonces él y yo seremos uno :P

¡El de Los propios dioses me espera en la estantería!

Un saludo.