25 de diciembre de 2009

Las leyes de Arthur C. Clarke

Cualquier tecnología lo suficientemente avanzada es indistinguible de la magia.

9 comentarios:

Siesp... dijo...

Se me ha ocurrido la primera ley de Siesp: El mejor truco de magia no es magia, es un truco.
A esta ley se le podría añadir la palabra "desgraciadamente".
¡Con lo que me gusta a mí la magia y su encanto!
En Alianza Editorial se sigue publicando un genial librito de cuentos de Arthur C. Clarke titulado "Cuantos de la taberna del cievo blanco", con un personaje central llamado Harry Purvis que, aunque fume en pipa, yo diría que se parece enormemente a Hugo C. G. M. :P
Saluts

Hugo dijo...

¿En serio? ¡Tomo nota!

Yo leí hace unos años El fin de la infancia, pero entre mi juventud y mi ligero retraso mental no me enteré de mucho :P

Siesp... dijo...

Hugo, he de reconocer que tienes una virtud especial: Si un autor ha escrito muchos buenos libros, el primero que tú te lees de él siempre es de los más flojitos, jajaja.
Todo se andará.

Hugo dijo...

Sabía que debía ser bueno en algo, lo sabía, y no quisieron creerme.

Espera un momento... ¡eso que dices es mentira! El primer libro que leí de Paulo Coelho fue El alquimista. Y de Joan Brady Dios vuelve en una harley. ¡Ja, ¿qué me dices a eso?! Chúpate esa, clarkiano :P

Tay dijo...

Reciclaje de comentarios...
"mientras la sociedad considere normal que un abogado o un político no tienen por qué saber qué es ciencia y qué no, lo llevamos claro"

Mientras esto ocurra, la tecnología y la magia seguirán siendo lo mismo, así es normal continuar en la edad media, en algunas cabezas Bill Gates debe ser como Merlin...

Hugo dijo...

Un Merlín multimillonario :D

Carlos Suchowolski dijo...

¡Magia, magia: que os toque la magia esa que todos esperamos en el fondo de nuestro corazoncito: la lotería, el fin de la crisis, el pacto PP-PSOE...! ¡Magia, magia; que nos salve la magia! Y de paso, un brindis ritual convocando a los hados para que todo sea mejor y nuestros establos se llenen de camellos (eso sí, vendibles) en el curso del próximo año.
Un abrazote.
(dejo esto aquí para los primos de una sola vez, y no en el post siguiente que me produjo tirria, aunque sólo se haya hecho con fines críticos).
¡Salud, pues!

Hugo dijo...

Magia, crisis, camellos, tirria... venga, un brindis por todo ello :P

Otro abrazo.

nosce dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.