12 de agosto de 2010

El fin de la fe

Leyendo a Sam Harris*:
Intelectuales tan variados como H.G. Wells, Albert Einstein, Carl Jung, Max Planck, Freeman Dyson y Stephen Jay Gould afirman que la guerra entre la razón y la fe acabó hace mucho. Según ellos, no hay necesidad de que lo que creemos sobre el universo sea coherente. Se puede ser cristiano temeroso de Dios un domingo y científico esforzado la mañana del lunes, sin tener que dar cuentas de la barrera que parece haberse creado en su mente mientras dormía [...] Tal y como ilustrarán los primeros capítulos de este libro, el que pase esto se debe a que la Iglesia occidental ha acabado tan maltrecha políticamente que cualquiera puede permitirse el pensar así. La idea de Gould de un «concordato amistoso» entre la fe y la razón resultaría delirante en lugares donde los intelectuales aún pueden ser lapidados por dudar de la veracidad del Corán [...] El único motivo por el que alguien puede ser «moderado» hoy día en asuntos de fe es porque ha asimilado alguno de los frutos de los últimos dos mil años de pensamiento humano (política democrática, progresos científicos en todos los frentes, preocupación por los derechos humanos, el fin del aislamiento cultural y geográfico, etc.).

[...]

Los moderados no quieren matar a nadie en nombre de Dios, pero quieren que sigamos empleando la palabra «Dios» como si supiéramos de lo que hablamos. Y no quieren que se diga nada excesivamente crítico de las personas que
de verdad creen en el Dios de sus padres, porque la tolerancia es sagrada, quizá más que cualquier otra cosa. Puestos a hablar con claridad y sinceridad sobre el estado de nuestro mundo, el mero hecho de decir, por ejemplo, que la Biblia y el Corán contienen un montón de tonterías que incitan a destruir la vida resulta antitético a la tolerancia, tal y como la conciben los moderados. Pero ya no podemos permitirnos el lujo de seguir semejante corrección política. Debemos reconocer de una vez por todas cuál es el precio que estamos pagando para mantener la iconografía de nuestra ignorancia.

[...]

Palabras como «Dios» y «Alá» deben seguir el camino de «Apolo» y «Baal», o acabarán con nuestro mundo.

[...]

La fe religiosa supone un mal uso tan intransigente del poder de nuestra mente que es como una especie de perverso agujero negro cultural, con una frontera más allá de la cual se vuelve imposible cualquier discurso racional.
(*) Sam Harris, El fin de la fe, Paradigma, Madrid, 2007, pp. 16-19, p. 23, 14 y 26.

34 comentarios:

Serenus Zeitbloom dijo...

y con la fe, mueren también las vocaciones... o deberían.

:)

David Porcel dijo...

Me gusta tu blog, tanto por los temas como por la forma de abordarlos.

Radagast dijo...

Un científico que se considere científico (valga la redundancia) no puede dejar aparcado este modo de pensamiento para poder creer en una divinidad durante un rato. Y como digo divinidad quiero decir creer en la homeopatía, las power-balance, los adivinos y demás.
Si un científico en pleno uso de sus facultades deja de lado su formación (y todo lo que ello implica) entonces deja de ser científico.

Masgüel dijo...

La crítica y la irreverencia debe afectar también a las creencias cientificistas. Es preciso entender que el mecanicismo, el fisicalismo, el reduccionismo ontológico o epistemológico, también forman un sistema de creencias y el que solo es irreverente hacia las creencias de los demás, asumiendo para sí una relación privilegiada con la Realidad y la Verdad, se comporta como un dogmático.

RespuestasVeganas.Org dijo...

Muy bueno. Esperemos que aquellos no sustituyan "Dios" o "Alá" por "energía" o "el todo" porque yo ya me he encontrado con gente así.

Gracias Hugo, pones unos extractos muy interesantes :)

Saludos,
David.

Masgüel dijo...

O por "Materia", "Razón" y sobre todo "Leyes matemáticas que gobiernan el Universo". De esos los hay a patadas.

Hugo dijo...

Serenus:

No confundamos la fe religiosa con lo que solemos llamar "tener fe en algo". 1) Tengo fe en Dios, estoy convencido de que algún día estaré con Él; 2) Tengo fe en mí, estoy convencido de que algún día llegaré a ser un buen profesor.

David Porcel:

Se agradece. A veces prefiero arriesgar un poco y tratar temas peliagudos (ateísmo, derechos de los animales, etc.) que hablar solamente de las cosas que domino. Si hiciera esto último, me temo que no hablaría de nada :o)

Rad:

Eso mismo, o algo muy parecido, dicen estos señores tan majos ;-)

Masgüel:

el que solo es irreverente hacia las creencias de los demás

Ey, a mí no me mires. Yo también suelo ser crítico con mis ideas. Por eso ya no creo en las mismas cosas que creía antes. Lo que ocurre es que en esto de la fe y la religión creo haber llegado a una conclusión bastante acertada y coherente. Aunque todo se puede mejorar. ¿Por qué crees que la fe es inmune a la crítica?

David:

Gracias Hugo, pones unos extractos muy interesantes :)

¿A que sí? A Masgüel también se lo ha parecido ;-)

Masgüel dijo...

"¿Por qué crees que la fe es inmune a la crítica?"

Yo no creo que la fe sea inmune a la crítica. Por eso las creencias cambian con más rapidez donde hay pluralidad de criterios.

"¿A que sí? A Masgüel también se lo ha parecido ;-)"

¿Mande?.

Hugo dijo...

las creencias cambian con más rapidez donde hay pluralidad de criterios.

Exacto. Y eso es lo que tenemos ahora mismo aquí, ¿no? Pluralidad de criterios.

¿Mande?

Era ironía... Tengo que practicarla más :o)

Serenus Zeitbloom dijo...

¡cachis! ¡se me pasó!

Masgüel dijo...

Hugo, yo estoy hablando de la propuesta de Sam Harris.

"La fe religiosa supone un mal uso tan intransigente del poder de nuestra mente que es como una especie de perverso agujero negro cultural, con una frontera más allá de la cual se vuelve imposible cualquier discurso racional."

Llamamos discurso racional al que respeta las reglas de un determinado juego. Que un discurso sea racional depende, por tanto, del juego que le sirve de contexto. El discurso que justificaba la ordalía para determinar la culpabilidad del acusado, era tan racional en la Edad Media como hoy pueda serlo el discurso que la falsación experimental como criterio de validación de teorías científicas. La diferencia es que el falsacionismo es mera declaración de intenciones y rara vez se lleva a la práctica.

Cualquier idea es criticable y ninguna merece reverencia, pero me disgustan los programas eliminativistas como el que propone Harris. Aquí (y no me refiero a este blog, sino al ámbito de la opinión), cabemos todos. O como decía Feyerabend, "No hay idea, por antigua y absurda que sea, que no sea capaz de mejorar nuestro conocimiento".

Imaginario dijo...

Buen tema Hugo

En mi opinión las religiones institucionalizadas tendrían que ser erradicadas. Todos sabemos que son una herramienta de poder y riqueza y aun así seguimos tolerandolas.

Yo solía ser muy tolerante con las creencias religiosas de los demás, y aun hoy en día soy muy respetuoso con las creencias "internas" y íntimamente personales.

Pero hoy en día estamos rodeados de predicadores con bata blanca de científico vomitando incultura y mentiras, odio y extremismo, fomentando en los niños el fanatismo más ciego y eso es intolerable.

La ciencia no es infalible, pero es la mejor herramienta que tenemos para describir la realidad, ¡ y vaya si funciona !
Hasta puedo escribir a gente que no conozco por internet :-)
No me vengáis los puristas a decir que tecnología no es lo mismo que ciencia que os conozco, es solo un ejemplo fácil ;-)

En resumen, mi postura tiende a ser informar a los compradores de "pulseras magnéticas" que, sin lugar a dudas, están siendo timados y denunciar a sus vendedores.

Me anticipo a algunos comentarios:
Como puedo saber "sin lugar a dudas" que Dios no existe.
La respuesta es fácil, no lo se.
La ciencia no creo que pueda demostrar "No existencias" nunca.
Tampoco un creyente creo que pueda demostrar la existencia de Dios nunca.

Mi punto de vista no es ese, que Dios exista o no es algo personal, cada uno que piense/sienta lo que quiera mientras lo sepa debatir en paz.
El gran problema es cuando alguien miente descaradamente fomentando la ignorancia, fomentando odio y muerte, citando frases de mecánica cuántica en la biblia, curando luces de colores, diciendo que eres un pobre tonto por creer (?) en la evolución de Darwin o diciendo que la Tierra tiene 6.000 años porque alguien sumo unos Reyes.

Eso hay que erradicarlo y pronto.

Imaginario dijo...

Masgüel dijo...

La crítica y la irreverencia debe afectar también a las creencias cientificistas. Es preciso entender que el mecanicismo, el fisicalismo, el reduccionismo ontológico o epistemológico, también forman un sistema de creencias y el que solo es irreverente hacia las creencias de los demás, asumiendo para sí una relación privilegiada con la Realidad y la Verdad, se comporta como un dogmático.


Masgüel, no se que es para ti un "cientifista", desde luego la ciencia no es ningún sistema de creencias ni dogmas. Estoy seguro de que sabes eso, por ello quisiera que aclarases tu frase.
Me da la impresión de que generalizas y en realidad no estas describiendo a la ciencia.

Hugo dijo...

Masgüel:

O como decía Feyerabend, "No hay idea, por antigua y absurda que sea, que no sea capaz de mejorar nuestro conocimiento".

Yo también voy a citar a alguien, en la misma línea. A Stuart Mill, pero de la mano de Carl Sagan:

«En su celebrado librito Sobre la libertad, el filósofo inglés (...) defendía que silenciar una opinión es "un mal peculiar". Si la opinión es buena, se nos arrebata la "oportunidad de cambiar el error por la verdad"; y, si es mala, se nos priva de una comprensión más profunda de la verdad en "su colisión con el error". Si sólo conocemos nuestra versión del argumento, apenas sabemos siquiera eso; se vuelve insulsa, pronto aprendida de memoria, sin comprobación, una verdad pálida y sin vida».

Carl Sagan, El mundo y sus demonios, Planeta, Barcelona, 2005 (1997), p. 463.

Aquí (...) cabemos todos.

Bueno, digamos que unas ideas caben más que otras :o)

Imaginario:

Buen tema Hugo

Buen comentario, Imaginario ;-)

Masgüel dijo...

"Masgüel, no se que es para ti un "cientifista", desde luego la ciencia no es ningún sistema de creencias ni dogmas. Estoy seguro de que sabes eso, por ello quisiera que aclarases tu frase."

El cientificismo es una serie de posicionamientos ontológicos y epistemológicos, a menudo asumidos acríticamente. Tanto cuando se presuponen como cuando se postulan, forman un sistema de creencias. Por ejemplo: Que el Universo es un sistema mecánico de cuerpos inertes gobernado por leyes matemáticas, que las propiedades emergentes de los sistemas complejos son resultado de la interacción mecánica de sus elementos constituyentes y por lo tanto que toda la ciencia natural es en última instancia reducible a la física, etc...

"Me da la impresión de que generalizas y en realidad no estas describiendo a la ciencia."

Claro está, hay científicos y filósofos de la ciencia que han rechazado ese encasillamiento desde muy diversas posturas. Por ejemplo Mach defendió que la ciencia debía limitarse a describir regularidades fenoménicas y eliminar conceptos como "materia" o "causa". Prigogine, desde otro ámbito, atribuye un papel constructivo, creativo, a los sistemas físicos alejados del equilibrio termodinámico, sumándose al emergentismo y negando el reduccionismo mecanicista. Y la filosofía de la ciencia, ya desde Kuhn, niega la posibilidad de distinguir contexto de descubrimiento del contexto de justificación, llegando con Feyeraben a afirmar que las constricciones metodológicas suponen un obstáculo para la proliferación de teorías, auténtico motor del desarrollo científico.

Hugo dijo...

Por ejemplo: Que el Universo es un sistema mecánico de cuerpos inertes gobernado por leyes matemáticas (...) y por lo tanto que toda la ciencia natural es en última instancia reducible a la física, etc...

Pues es un buen sistema de creencias, ¿no crees? Yo lo suscribo :o)

Mach defendió que la ciencia debía limitarse a describir regularidades fenoménicas y eliminar conceptos como "materia" o "causa".

Las frases que llevan una recomendación del tipo "la ciencia debe limitarse a" no me gustan ;-)

Y la filosofía de la ciencia, ya desde Kuhn, niega la posibilidad de distinguir contexto de descubrimiento del contexto de justificación, llegando con Feyeraben a afirmar que...

Yo soy más de Santiago que de Feyerabend :D

Masgüel dijo...

"Pues es un buen sistema de creencias, ¿no crees? Yo lo suscribo"

Pues qué quieres que te diga. Los sistemas de creencias suponen mi principal interés y de momento, el monoteísmo y el mecanicismo me parecen los más grises e insípidos.

"Las frases que llevan una recomendación del tipo "la ciencia debe limitarse a" no me gustan ;-)"

A mí tampoco. ¿Pero admitirías por ejemplo: La ciencia debe limitarse a hipótesis que respeten el principio de objetividad (la inercia mecánica como principio rector del comportamiento de los sistemas naturales) y excluir explicaciones teleológicas (que presupongan una naturaleza proyectiva, oritentada por causas finales)?.

Yo no tengo ningún inconveniente para que la elaboración teórica incorpore tantos elementos contrarios a la ortodoxia mecanicista o al realismo ontológico y epistemológico como considere oportuno. Por ejemplo, si las interpretaciones de la mecánica cuántica resultan tan controvertidas es porque los creadores de la teoría (especialmente Bohr y Heisenberg) eran hombres con formación filosófica y desarrollaron conscientemente un modelo de los fenómenos microfísicos que cuestionaba nociones fundamentales de la física cĺásica y su imagen del mundo.

Yo creo que la emergencia de formas complejas no es un proceso mecánico (inscrito en las condiciones iniciales del Universo) sino continua creación de auténtica novedad. La evolución del Universo es un proceso cosmogónico. La naturaleza no es inerte, sino creativa. Y la creatividad humana es (al menos en este rincón de la galaxia) la concreción más compleja y acelerada de ese proceso cosmogónico. En otras palabras, el Universo es personal desde que desarrolló personas. Esta es la ficción operativa que manejo últimamente.

Hugo dijo...

He de confesar que, pese a todo, tus comentarios son muy interesantes. ¿Qué lectura me recomiendas? ¿Algún libro en concreto? :o)

Masgüel dijo...

"¿Qué lectura me recomiendas? ¿Algún libro en concreto?"

Pues depende para qué. Si te refieres a mi último párrafo, te recomiendo que veas esta entrevista a Prigogine:

http://www.megaupload.com/?d=VJPP2UE2

Masgüel dijo...

Podría explicarlo de otro modo. El azar no significa "entre todas las posibilidades, una cualquiera". Recientemente, desde la teoría del caos, nos hemos topado con la extravagante idea de que el azar tiene estructura. Y que tenga estructura no significa que sea determinista, la probabilidad no desaparece. El azar es el instrumento de la naturaleza para ir abriendo camino a través de la nada en un proceso de autocreación. El tiempo, el cambio, eso es el universo. Y es un cambio orientado hacia el desarrollo de sucesivos niveles de complejidad, que incluyen todos los precedentes, como las capas de una cebolla (físico, químico, biológico, social, simbólico, tecnológico).

Escucha esta conferencia de Kevin Kelly en TED:

http://www.ted.com/talks/lang/eng/kevin_kelly_tells_technology_s_epic_story.html

P.D. Quede claro que yo tomo mis ficciones operativas como tales. Construyo mi mundo con ellas.

Hugo dijo...

Me ha gustado la charla de Kelly pero respóndeme a una cosa, ¿de qué modo se relaciona todo eso con el relativismo? Es decir: de acuerdo, aceptemos el emergentismo, la autoorganización, el progreso, la tendencia a una mayor complejidad y demás. ¿Y ahora qué? ¿Por qué no puedo aceptar todo eso y seguir creyendo que hay ideas mejores (más acertadas, en algún sentido de la palabra) que otras, modelos mejores que otros, perspectivas mejores que otras? Gracias de antemano.

Masgüel dijo...

"¿de qué modo se relaciona todo eso con el relativismo?"

De ninguna. No es preciso ser relativista para dar por buenas las ideas de Prigogine o de Kelly, pero para mí, como menciono en la post data del mensaje anterior, "todo eso" es un conjunto de ficciones operativas, como cualquier otro sistema de creencias.

Hugo dijo...

Buena respuesta. Seguiré pensando en ello.

Imaginario dijo...

Llego tarde Masgüel ;-)

Totalmente de acuerdo con lo que dices.
En honor a la verdad te malinterpreté y considere, por lo que habías escrito y mi forma de "escucharlo", que eras alguien contrario al método científico y utilizabas el termino "cientifista" de forma peyorativa para definir a los científicos y al conjunto de la ciencia.

Mis disculpas por ello.

De todas formas, algo que tendríamos que meditar es hasta que punto todos somos algo cientifistas.
Basta con ver esta simple tabla para que nos demos cuenta de lo mucho que nos queda por entender y de que mucho de nuestro conocimiento se basa en "actos de fe"
http://es.wikipedia.org/wiki/Constante_f%C3%ADsica#Tabla_de_constantes_universales

Espero que esto no lo use ningún "iluminado" para evangelizar a la gente ;-)

Hugo dijo...

Imaginario, para saber un poco más de por dónde van los tiros de Masgüel, échale un vistazo a este post y a sus comentarios.

Imaginario dijo...

Gracias Hugo
Aunque no ando muy despejado a estas horas creo que ahora entiendo mejor la postura de Masgüel.

Aunque solo estoy parcialmente de acuerdo con lo que dice en la entrada que me indicas.

Creo que no es correcto trasladar el debate de ese blog a este, pero me gustaría resaltar algunos puntos:

"Fereyabend no nos está diciendo que no hay que hacer ciencia, sino que la ciencia no se hace como algunos dicen que se hace y que nos conviene asumirlo."

No creo que esa afirmación sea exacta. Yo veo una clara critica a la forma en que, algunas veces, se hace ciencia, critica merecida en muchas ocasiones.

Pero no olvidemos que la ciencia es algo que realmente funciona y es la mejor herramienta para entender la realidad que nos rodea.

Sin embargo, hay una cosa que de tan obvia no se suele mencionar.
Yo puedo (es un ejemplo) describir mediante la ciencia como funciona el señor Hugo o el señor Masgüel, pero no podre jamas describir mediante la ciencia el valor moral (p.ej.) de el señor Masgüel o el señor Hugo.
La ciencia es una herramienta aseptica, o debería serlo, pero se con queda coja si solo contamos con ella y nada más.


Y sobre Dawkins... hacen falta tantas hogueras para quemar a las "brujas" reales, no a las de la inquisición. De vez en cuando nos hace falta a alguien de ese estilo para remover consciencias y sacar los trapos sucios de la humanidad a la luz.

Y me perdonareis por la siguiente expresión, pues mi forma de hablar normalmente es mucho más coloquial:

Disculpad si meo mucho fuera de tiesto, pero es que me caigo de sueño. ;-)

Hugo dijo...

Disculpas aceptadas. Mear fuera del tiesto es una oportunidad única para aprender, tanto para el que mea como para los que ven la meada :o)

Masgüel dijo...

"para saber un poco más de por dónde van los tiros de Masgüel..."

En realidad el autor hacia el más afinidad experimento no es Feyerabend sino Richard Rorty. Supo conjugar el pragmatismo de James, Dewey y el segundo Wittgenstein con la herencia nietzscheana y heideggeriana de la corriente hermenéutica y el postestructuralismo francés (pero con la claridad expositiva habitual de la filosofía analítica).

Hugo dijo...

Rorty, ¿eh? De Rorty leí Ética para laicos, un librito muy interesante.

Masgüel dijo...

Pues no lo he leído. Me lo apunto.

Hugo dijo...

Una ética para laicos, se llama. Antes me comí una palabra.

Es muy corto, 40 páginas solamente, pero... ¡pero habla del Papa! :D

Masgüel dijo...

Con prólogo de Gianni Vattimo. No por casualidad es mi segundo filósofo favorito. :)

David Moreno dijo...

Pues bien; Como joven de 23 años he aprendido que:

1*- La fe en Dios es personal. (Como dicen, Si Dios es real entonces los que creen en èl a pesar de no verlo seran recompenzados, y si Dios no es real entonces no pierden nada tampoco.

2.* El progreso de la ciencia no depende de Si el cientifico que realizo algun descubrimiento es o no creyente. Aunque la historia muestra que los màs grandes cientìficos han sido fervientes creyentes de Dios, como Einstein, Max, Farenhein, Newton, Pascal, Mendel, Galileo, Leonardo. Etc.) Newton por ejemplo aparte de Fìsico fue Teòlogo.


3* El mensaje de Cristo ha sido distorcionado y mal utilizado, por lo que ha caido en descredito para muchos, la culpa, es de quienes lo han mal enseñado.

Por lo que yo spe y estoy convencido, de que la fe en Dios de ningùn modo estorba los avances cientìficos, la intolerancia, sì.

Hugo dijo...

Como joven de 23 años he aprendido que...

Pues me temo que lo has aprendido mal, David. A veces tenemos que desaprender lo aprendido.