14 de enero de 2011

Otra economía es necesaria

En el mismo momento en que la FAO informaba en octubre del año pasado de que el hambre está afectando a 1.000 millones de personas y estimaba en 30.000 millones de dólares anuales la ayuda necesaria para salvar todas esas vidas, en ese mismo momento que ocurría ese anuncio, la acción concertada de seis bancos centrales (EE.UU, UE, Japón, Canadá, Inglaterra y Suiza) inyectaba 180.000 millones de dólares en los mercados financieros para salvar bancos privados. Y si ello fuera insuficiente, el Senado de Estados Unidos aprueba que se agreguen 700.000 millones más. Dos semanas más tarde se aprueban otros 850.000 millones más. Y así continúa y continúa hasta llegar a septiembre de este año en que la estimación conservadora del paquete de rescate alcanza a 17 billones de dólares. Es decir, a 17 millones de millones.

Frente a una situación como ésta nos enfrentamos a dos alternativas: ser demagógicos o ser realistas. Si sostengo, por ejemplo, invocando la ley de la oferta y la demanda, que en el mundo hay mucha más demanda por pan que por operaciones de cirugía estética; y mucho más de alivio a la malaria que de vestidos de alta costura; y si sugiero por ejemplo un referéndum que pregunte a los ciudadanos si prefieren preservar las reservas monetarias para salvar vidas o salvar bancos; si planteo todo eso se me acusará, sin duda, de ser demagógico. Si por el contrario acepto que es más urgente, más necesario, más conveniente y más provechoso para todos impedir la quiebra de una aseguradora o de una institución bancaria, que dar de comer a millones de niños, socorrer las víctimas de un huracán o curar el dengue, en ese caso se dirá que soy realista.

Ese es el mundo en que estamos. Un mundo acostumbrado a que nunca hay suficiente para los que no tienen nada, y siempre hay suficiente para los que lo tienen todo. No hay suficientes recursos, se nos ha dicho, para superar la pobreza, pero sobran los recursos para satisfacer necesidades superficiales. ¿Qué pasa si ustedes dividen esos 17 billones de dólares por los 30.000 millones de dólares anuales que la FAO estima necesarios para superar el hambre en el mundo? Si hacen esa simple división, el resultado que obtendrán serán ¡600 años de un mundo sin hambre! ¿Dónde estaba esa plata? ¿Quién la tenía? Siempre nos dijeron que no alcanzaba para resolver la pobreza, y de repente casi de la noche a la mañana hay más de medio milenio de un mundo sin hambre y sin pobreza. Creo que difícilmente puede concebirse una realidad más obscena que esa, más repugnante.
Manfred Max-Neef, 'El mundo en rumbo de colisión'.

14 comentarios:

JL Salgado dijo...

Los 30.000 millones que son necesarios hay que ponerlos en metálico, mientras que 180.000 y los 700.000, son sólo de papel, son compromisos, créditos, en definitiva aire y eso es una gran diferencia.

En definitiva mira bien lo que vale el dinero que de un día para otro 'pintan' un millon de millones y claro, que suban los alimentos, las materias primas, la energía, ... en definitiva, cuando sube todo, lo que baja es el valor del dinero.

Hay que encontrar otro modelo

Hugo dijo...

Los 30.000 millones que son necesarios hay que ponerlos en metálico, mientras que 180.000 y los 700.000, son sólo de papel, son compromisos, créditos, en definitiva aire y eso es una gran diferencia.

Aun aceptando que no es lo mismo, no veo por qué no podemos destinar todo ese 'aire' a combatir la pobreza.

Hay que encontrar otro modelo

Sí, pero lo difícil es concretar cuál ;)

JL Salgado dijo...

Cuando desapareció la URSS, había otro sistema ... esperando.
Cuando caiga el capitalismo, no hay un sistema de respuesto; habrá hambre para todos.
Quien lo quiera ver, sólo tiene que mirar.

marcelino dijo...

¿El socialismo que se estableció en los países del este fue en algún momento un socialismo real o un intento con variaciones y desviaciones de todo tipo y que alcanzó un nivel mínimo terminando más tarde en una descomposición sin alcanzar en ningún momento los objetivos de una sociedad democrática y equitativa? ¿ No se necesitará en el futuro intentar un nuevo socialismo? Podría ser el modelo adaptado a las nuevas necesidades en dónde el mercado y las finanzas estuvieran limitadas por la necesidad social y no solo por el beneficio...Salu2.

Hugo dijo...

JL:

Cuando caiga el capitalismo, no hay un sistema de repuesto; habrá hambre para todos.

¡Más hambre no, por favor! :(

Marcelino:

¿El socialismo que se estableció en los países del este fue en algún momento un socialismo real...?

Evidentemente no lo fue. No puede haber socialismo allí donde todo el poder está en manos de unos pocos.

Saludos.

Camino a Gaia dijo...

El neoliberalismo, la falta del color del dinero, la falta de responsabilidad frente a las acciones y la falta de límites en la concentración de poder, es lo que convierte a organizaciones criminales en grandes empresas, a las grandes empresas en organizaciones criminales y a la economía en la imposibilidad de distinguir entre ambas.

Pienso que único modelo económico viable nos lo proporciona la Naturaleza en la forma en que se gestiona el ecosistema global. Un sistema cerrado y sujeto a leyes termodinámicas. Al fin y al cabo, un ecosistema puede considerarse un modelo económico en sí mismo, con la diferencia de que no existen elementos simbólicos de representación de riqueza como es el dinero. La ecología es economía sin dinero de por medio.
Existe un modelo económico sistémico global que ha tenido 3500 millones de años para perfeccionarse y optimizarse. Y solo espera ser imitado.

Hugo dijo...

Gran comentario.

O cambiamos voluntariamente a una economía y a una arquitectura sostenibles, o la naturaleza nos cambia a nosotros por las malas, je...

Un saludo.

Radagast dijo...

Hmmm... interesante comentario, Camino a Gaia (e interesante nick).
La distribución más óptima que se ha conseguido de energía (la moneda del Universo) siempre ha sido la que hay en estos momentos. No es lo mejor a lo que se pudiera llegar, pero está claro que la eficiencia conseguida por la propia Naturaleza está muy lejos de llegar a ser igualada por algún sistema creado por el hombre... ¿Lo mejor no sería imitar lo existente? ¿Coger el modelo del mejor creador de modelos que hay?

Hmmm... es una lástima que la sociedad sea controlada por seres humanos.

Hugo dijo...

Hmmm... es una lástima que la sociedad sea controlada por seres humanos.

Arriba ese ánimo, leñe. Hum, ya sé cómo. Te voy a recomendar (y de paso la publico) una charla yes-we-can de esas que tanto les gustan a los organizadores de TED para motivarnos e inspirarnos ;)

Camino a Gaia dijo...

Pienso que deberíamos reflexionar sobre cual es la verdadera riqueza de este planeta, sobre todo cuando se habla de un modelo económico global. Cualquier viajero del espacio nos habría dado la respuesta: Lo que diferencia a nuestro planeta de todos los demás, lo que lo hace único, es la vida. Para una máquina puede que el criterio fuera otro, pero nosotros somos seres vivos.
No distinguimos entre dinero y riqueza . Eso puede llevarnos a confundir el mapa con el territorio. el modelo económico del capital, con la gestión eficiente y sostenible de la riqueza.

Camino a Gaia dijo...

Estimado Ragadats, en cuanto al pesimismo, Hardin tiene una metáfora sobre las tres leyes de la termodinámica:
No podemos ganar, estamos seguros de perder y no podemos salir del juego.
Esta es una metáfora demoledora pero irrefutable. Sin embargo, nuestro ecosistema global, lleva sorteando las tres leyes durante eones, sobreponiéndose incluso a cataclismos cósmicos como el impacto de meteoritos.
Existe pues una salida y nosotros formamos parte de ella.

Hugo dijo...

¡Bravo! Qué comentarios más lúcidos. Leerlos es un placer para los sentidos :)

Un saludo.

Camino a Gaia dijo...

Estimado Hugo, no es que sea especialmente optimista, pero por una simple cuestión lógica parece que si el ser humano forma parte del problema, también forma parte de la solución. Tiempo habrá de fracasar. No creo que el derrotismo forme parte de ninguna solución. El futuro es muy incierto, pero aún no esta escrito.

Hugo dijo...

No puedo estar más de acuerdo :)